• Política

El zoológico de Bermúdez

  • Eirinet Gómez
Los animales exóticos del titular de la SSP viven en la Academia de El Lencero, en jaulas de 3 x 5 metros.

El titular de Seguridad Pública del Estado, Arturo Bermúdez Zurita, ha situado un zoológico en las instalaciones de la Academia Estatal de Policía.

En un área verde, del tamaño de una cancha de basquetbol, en jaulas pintadas con los colores oficiales de la corporación de seguridad pública, viven desde hace varios meses: un león, un jaguar, cuatro cocodrilos, varias tortugas y un mapache.

Hasta ahora el zoológico es considerado “pequeño” por quienes laboran en él, pero estiman que sigan llegando más ejemplares y pronto esté en posibilidades de competir con Africam Safari.

El zoológico de Bermúdez se encuentra justo en el centro del terreno que comprende la Academia Estatal de Policía. A  unos 800 metros  la carretera federal 140, Xalapa-Veracruz, y justo enfrente al acceso principal de las oficinas estratégicas, donde se forma y entrena la policía acreditable.

Si en lugar de entrar a las oficinas, uno decide dar un paseo en el área verde que se encuentra justo enfrente, será cuestión de dar unos cuantos pasos, para encontrarse con un conjunto de rejas y jaulas, organizadas en un circuito, que permiten a todo el que se acerque, dar un pequeño paseo por él, mientras observa exóticos ejemplares de la vida silvestre.

Lo primero que queda a la vista del visitante es un pequeño mapache, que pasa las horas durmiendo sobre una piedra, a la sombra de un árbol sin que ningún extraño fisgón  que se acerque hasta él, lo inquiete.

Si continua de frente, después de pasar un pequeño puente, que está por encima de un arroyuelo,  detrás de un enrejado, observará a un león que reposa bajo un techado de lámina.

La melena del león, es dorada como el trigo, se ve de buen peso. Se sabe que permanece la mayor parte del tiempo echado. Pero tres o cuatro veces al día,  se pone de pie, para recorrer los limites de su jaula, que no supera los 3 por 5 metros.

En la jaula contigua se encuentra un joven  jaguar de pelo brillante y sedoso, que se mantiene inmóvil, con la mirada extraviada en algún punto. En el centro de su jaula, de 3 por 5 metros, hay un pequeño tronco de madera, que podría servir para jugar con él, pero al parecer no le entusiasma mucho.

Al fondo, si se continúa por un caminito de cemento, se llega a un improvisado estanque de agua lodosa, donde cuatro cocodrilos jorobados, hacen su vida al lado de varias tortugas, que de vez en cuando, a lo largo del día, se zambullen el agua.

***

Una fuente de Seguridad Pública consultada sobre el origen de los animales, y su papel dentro de la Academia Estatal de Policía, mencionó que se trataban de “regalos” para el titular de la corporación de Seguridad Pública, Arturo Bermúdez Zurita.

Descartó que se trataran de algún decomiso de especies hecho por elementos de Seguridad Pública, alguna posesión temporal a petición de la Semarnat, o incluso, de algún convenio de colaboración en el que la Semarnat hubiera donado a Seguridad Pública, dichos ejemplares.

Precisó que se trata de un pequeño zoológico de “el jefe”. Y que fueron integrantes de la academia, quienes elaboraron las jaulas “hace meses”, desde que los ejemplares estaban cachorros”.

En las instalaciones del zoológico personal de Bermúdez, se buscó alguna placa que indicara el registro de la Unidad de Manejo Ambiental, algún folio, permiso, o en todo caso, el número  de CITES (un Certificado de Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres),  requisitos establecidos en al Ley, para garantizar la posesión adecuada de este tipo de especies animales. No se ubicó.

Versión para impresión