• Cultura

Los 10 datos históricos sobre la Rosca de Reyes en México

  • Arantxa Atl
Los historiadores apuntan que la rosca nace en la época medieval, y es parte de nuestra herencia española.

México se distingue por su colorida y sabrosa gastronomía, casi que tenemos un platillo especial por fiesta; con sabor dulce o salado, nuestras tradiciones perduran con nuestra comida.

La rosca de Reyes se ha arraigado en el paladar del mexicano. Si bien este pan no es mexicano de origen, sí se quedó para formar parte de la tradición del día de Reyes.

Los historiadores apuntan que la rosca nace en la época medieval, y es parte de nuestra herencia española.

[relativa1]

El chef e historiador Rodrigo Llanes compartió estos datos curiosos sobre la rosca que seguro no sabías.

1. El origen. Había distintos tipos de panes: para Semana Santa, día de muertos, para la misa, entre otros. Había también un pan para los Reyes, una de las tradiciones festivas más importantes de la realeza en el tiempo de la colonia; partir ese pan era una forma de fortalecer la autoridad de los reyes.

2. Figura política y evangelizadora. Como lo mencionamos antes, esta tradición reafirmaba la figura de los reyes, pero también fue usada para evangelizar. Con esta tradición se recuerda no sólo la visita de los magos de oriente, sino la previa aparición del Ángel que les da un mensaje para María y José, así llegan a encontrar el Mesías, y advertir que Heródes está en su búsqueda para matarlo.

3. Los beneficios. Originalmente el roscón (cómo se le llamó en castilla) contenía en su interior una haba o una moneda de oro. A la persona que le tocaba este regalo especial en su rebanada, se le consideraba rey por un día.

4. La adopción en México. Cuando el “roscón” llego a México, los mexicanos no sólo se enamoraron de esta tradición, además le añadieron nuevos ingredientes, naturales de Mesoamérica: el relleno de frutas cristalizadas, el chilacayote y el acitrón son ingredientes netamente mexicanos.

5. La masa y Francia. La masa que actualmente se usa para la rosca mexicana, tiene una influencia francesa, recordemos que nuestra tradición panadera surge precisamente de la adaptación de muchos panes franchutes.

6. El “muñeco”. Por su parte “el muñeco” (que en realidad es un “Niño Dios”) originalmente era una figurilla de porcelana de Limoge, tradición que llegó a México después de la segunda intervención francesa y el imperio de Maximiliano y Carlota.

7. La bebida. La tradición no marca que la rosca se acompañe de una bebida específica, sin embargo, el arraigo del cacao entre los mexicanos ganó terreno. La realeza, por ejemplo, tomaba cacao aromatizado con vainilla o chiles, dulcificada con miel de maguey o abeja.

8. El chocolate. El segundo motivo por el que la bebida ganó terreno, fue porque durante los “días de guardar”, con sentimientos religiosos profundos les permitía guardar el ayuno, bebían chocolate y no rompían el ayuno religioso; así cuando partían la rosca, se sentían en paz con Dios y con ellos mismos.

9. El pago. ¿Te sacaste un muñeco? Bueno, el pago tendrás que darlo el 2 de febrero. La historia dice que en el México prehispánico y colonial, esa fecha era clave para la bendición de las semillas (el maíz por su puesto, era una de ellas. Una versión del origen de los tamales en La Candelaria, puede ser la anécdota de los caudillos que se comprometían a pagar la ayuda de quienes los apoyaban en la Revolución Mexicana, y llevar tamales el 2 de febrero, en el día de las candelas.

10. Tradición mundial. La rosca de Reyes se come en provincias españolas y puede encontrarse también en algunos países de Sudamérica.

¡A partir la rosca!

[relativa2] 

Versión para impresión