• Salud

Crearon un endulzante que expulsa cálculos renales... ¡Y son mexicanas!

  • La Silla Rota
KAANA KIN, un saborizante mexicano a base de pelo de elote que ayuda a prevenir y expulsar cálculos renales.

En aportación a la salud de la humanidad, Daniela Contreras Guerrero y Ana Paola Balladares, estudiantes de Ingeniería Botánica en el Tecnológico de Monterrey en Puebla, han desarrollado KAANA KIN, un endulzante en polvo a base de pelos de elote para disolver en agua y combatir los cálculos renales.

Las jóvenes relataron que esta investigación surgió el año pasado como parte de la materia de Desarrollo de Alimentos y Bioproductos en el Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey (ITESM) en Puebla, a cargo de su asesora Mirna Sánchez.

"Prácticamente el trabajo surgió a raíz de un problema que tenía la familia de Ana Paola, quienes padecían de cálculos renales, y a raíz de eso la familia se acostumbró a consumir como agua de uso diario las infusiones a base de los pelos del elote", relató.

Investigaron las propiedades del "remedio casero", sobre todo para comprender por qué les ayuda a expulsar los cálculos de manera natural y sin tanto dolor. Encontraron que los pelos de elote poseen taninos; y el propósito de su trabajo no es hacer un fármaco sino una bebida refrescante y de buen sabor, con el extra de que no le hará daño a la salud y en caso de padecer cálculos renales ayude a expulsarlos de manera natural.

También decidieron trabajar con los pelos de elote porque es considerado como un residuo, es decir, que del elote solo se aprovecha la mazorca y todo lo demás se va a la basura; y al ser un producto natural también están siendo amigables con el medio ambiente, además de ser una materia prima fácil de obtener.

En cuatro meses desarrollaron la planeación tecnológica, planeación económica y la validación con las normativas mexicanas para KAANA KIN, que en lengua maya significa Mar y Sol, respectivamente.

Durante ese periodo – a decir de Daniela Contreras-, lo más complicado ha sido el secado por aspersión, pasar de la formulación en líquido a convertirla en polvo; pero también encontraron más propiedades que poseen los pelos de elote como ser antioxidantes y diuréticas.

Dijo que actualmente cuentan con el prototipo de polvo para lograr una bebida saborizante y poder competir en el mercado con productos como Tang y Zuko, que no son benéficas para la salud debido al alto grado de químicos que posee, colorantes artificiales y elevados contenidos de sal que pueden generar cálculos renales.

“Hicimos varias pruebas y logramos concentrar un alto grado de taninos en el polvo para que ayude a las personas. Nos falta hacer pruebas en animales y humanos para corroborar que nuestro producto ayuda a las personas a evitar la creación de los cálculos renales y/o expulsar de manera naturales los que ya lo padecen, insistió.

Daniela Contreras agregó que la meta es llegar a un producto en presentación de un sobre de 15 gramos con sabor de fresa, con un sellado térmico, que no permita la humedad, esté inocuo a cualquier organismo, pero sobre todo cumpla con las características de lograr una bebida hidratante, de sabor delicioso y benéfico para la salud.

El siguiente paso es continuar con el desarrollo del producto y estudiar diferentes canales de inversión, para lograr la compra de la maquinaria que les permitirá concretar el producto.

Con información de La Silla Rota

Versión para impresión