• Mundo

Así serviría Donald Trump a la defensa del Chapo en audiencia

  • La Silla Rota
Un caso que en un principio parecería sencillo para las autoridades estadunidenses, se está convirtiendo en todo un problema

El próximo viernes 5 de noviembre, luego de retraso tras retraso, comenzará el juicio contra Joaquín Guzmán Loera, "El Chapo", líder del Cártel de Sinaloa.

Un caso que en un principio parecería sencillo para las autoridades estadunidenses, se está convirtiendo en todo un problema.

Primero, la defensa de Guzmán Loera busca demostrar que su cliente no era el líder del Cártel de Sinaloa y que recibía órdenes de alguien más, lo peor: usarán testimonios de la propia fiscalía para demostrarlo.

Luego, los neoyorquinos sufren cada que "El Chapo" es citado al tribunal, pues ante su fama de fugarse en dos ocasiones de un penal de máxima seguridad, la policía de Nueva York cierra todo el puente de Brooklyn, dejando varados a cientos de conductores.

Ahora, la defensa del capo de la droga más poderoso de los últimos 20 años utilizaría al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, para favorecer a su cliente en el caso.

La fiscalía estadunidense asegura tener varias pruebas contra Joaquín Guzmán, desde videos de secuestros y torturas, hasta libros de contabilidad sobre el manejo de su empresa de tráfico de drogas.

Sin embargo, existen otras pruebas que son fundamentales para hundir a "El Chapo" en la cárcel: Los testigos protegidos, quienes son en su mayoría antiguos socios del capo de Sinaloa.

Aquí es cuando entra el presidente estadunidense, quien aseguró que estos testigos no son dignos de confianza y mienten contra sus jefes para ayudar a los fiscales, como a ellos mismos.

Las palabras de Trump se dieron luego de que su exabogado Michael Cohen se declarara culpable de crímenes que implicaban al presidente como evasión de impuestos y violaciones de financiamiento de campaña.

Calificándolos como "flippers", Donald Trump aseguro que el uso de estos testigos protegidos debería de ser ilegal.

Si bien la traducción literal de "flippers" es "aleta" en un término más coloquial, el presidente estadunidense se referiría a que los testigos protegidos se "prostituyen" a los fiscales mintiendo en los juicios para su beneficio.

Y son estos mismos "flippers" quienes terminarían de encerrar de por vida Joaquín Guzmán Loera.

Por ello, los fiscales han solicitado a un juez federal de Nueva York que prohíba a que la defensa de "El Chapo" utilizara los comentarios de Donald Trump para desestimar las declaraciones de sus testigos protegidos.

Ahora, el Departamento de Justicia teme que las palabras del presidentemanche la confianza que el jurado tenga sobre las declaraciones de narcotraficantes contra Guzmán Loera, pues es cierto que aquellos criminales que colaboran con las autoridades terminan recibiendo menos condenas.

No es la primera vez que la defensa del líder del Cártel de Sinaloa intentaría utilizar al presidente de Estados Unidos a su favor.

El 18 de julio pasado, Eduardo Balarezo, abogado de Guzmán Loera, pidió a Donald Trump que libere a su cliente, pues "ha sido secuestrado por mucho tiempo".

A través de su cuenta de Twitter hizo el llamado al mandatario norteamericano: "Una desgracia total de que Estados Unidos no libere al respetado agricultor mexicano ´El Chapo´ Guzmán, de prisión".

En esa ocasión, el abogado defensor sostuvo que Guzmán Loera "no ha hecho nada malo" y su familia lo necesita.

Versión para impresión