• Veracruz

Duarte y Yunes abandonaron obra en jardín de niños, en el puerto

  • Inés Tabal G.
Las obras de rehabilitación y el domo del Jardín de Niños "José Azueta", de Veracruz, quedaron inconclusas ante presunto desvío de recursos

Veracruz, Ver.- Los gobiernos de Javier Duarte y Miguel Ángel Yunes Linares dejaron inconclusa la obra de remodelación aulas y construcción de domo en el Jardín de niños José Azueta, mientras que la actual administración de Cuitláhuac García sigue sin dar respuesta para continuar el proyecto.

En 2015 la Auditoria Superior de la Federación (ASF) reportó que la administración de Javier Duarte desvió un total de dos mil 292 millones de pesos que eran destinados a acciones educativas, tales como la mejora de infraestructura y en la operación del programa escuelas de tiempo completo.

Una de tantas obras sin terminar que dejo dicha gestión fue la construcción de un domo, esto en el jardín de niños José Azueta que se encuentra ubicado en la colonia Cándido Aguilar, de la ciudad de Veracruz.

Al entrar a las instalaciones se alcanzan a ver solo cuatro pilares de dicha construcción, que llevó un supuesto monto de inversión de 402 mil 195 pesos, de acuerdo con lo declarado por la directora del plantel Angélica Angulo Cerralde.

“Se pretendía hacer un techado de un domo, solo construyeron los pilares y fue todo lo que hicieron y querían que les firmara un documento donde decía que la obra ya estaba terminada y como no llegamos a ningún acuerdo pues quedo así, esto en la administración de Javier Duarte.”

Daños en infraestructura desde el sismo 2017    

Ya para la administración del panista Miguel Ángel Yunes los docentes siguieron insistiendo para que les terminaran la obra, pero los sorprendió el sismo del 2017 que afectó las aulas, causando grietas y fisuras en paredes y techos.

La Secretaría de Protección Civil deshabilitó la institución por los daños que esta tenia, esto llevo a los profesores a hacer nuevas peticiones para que el Instituto de Espacios Educativos de Veracruz los apoyara en la rehabilitación de las aulas, pero sin respuesta.

“Nos dijeron que no podíamos trabajar más aquí porque hay peligro por las fracturas que hay en los muros, solo mandaron a Protección Civil de Xalapa y nos explicaron que todo era un proceso, que primero tenía que ir a manos de los ingenieros y después de que ellos nos dieran un veredicto se hacía cargo Espacios Educativos y hasta ahí, nos quedamos y después de eso ya no dieron ninguna respuesta porque argumentaron que venía el cambio de Gobierno.”    

La escuela presenta varios daños que van desde grietas en los muros, techos fracturados asentamiento de terreno e inundaciones en los salones.

A causa de la construcción de los pilares rompieron la plaza cívica, debido a esto la matrícula de alumnos bajó considerablemente, ya que de los 60 alumnos que había solo quedan 29 niños.    

Después de los constantes obstáculos padres y maestros optaron por hacer un proyecto recolectando botellas de PET, para así hacer el techado del domo y proteger a los niños de las inclemencias ambientales, mientras tanto seguirán pidiendo ayuda al actual Gobierno, a la Secretaría de Educación Pública y a cualquier dependencia hasta que logren terminar la obra.

[relativa1]

Versión para impresión